user-icon user-icon
  • Clima
    • Provincia de San José 19ºC 10ºC Min. 22ºC Máx.
    • muy nuboso
    • Próximos 5 días
      • Sábado
      • 10º / 20º
      • muy nuboso
      • Domingo
      • 9º / 23º
      • muy nuboso
      • Lunes
      • 12º / 22º
      • muy nuboso
      • Martes
      • 10º / 22º
      • muy nuboso
      • Miércoles
      • 10º / 22º
      • muy nuboso

Filman terrorífica comedia por Zoom

'One Cut of the Dead Mission: Remote', de Shinichiro Ueda, se estrenó este año y ya está disponible a través de YouTube.

AP Costa Rica /

TOKIO.- El director japonés que saltó a la fama con una película de zombis que incluía un plano secuencia deliciosamente largo ha recurrido para su más reciente proyecto a una herramienta de video que se ha vuelto parte cotidiana en la era de la pandemia: las llamadas por Zoom.

La nueva película de 26 minutos de Shinichiro Ueda se filmó remotamente, sin que nadie tuviera que verse en persona, e incluye imágenes tomadas por los mismos actores con sus celulares, así como grabaciones de las juntas en la ahora omnipresente aplicación de videollamadas.

La comedia de terror centrada en el teletrabajo, One Cut of the Dead Mission: Remote, se estrenó este año y ya está disponible en YouTube. Incluye a los mismos personajes de su película galardonada de 2017 One Cut of the Dead, que tiene una toma que dura 37 minutos.

"Todo Japón, el mundo entero, se siente un poco estresado por el temor en torno al coronavirus, así que simplemente tenía el deseo de alegrar a la gente un poco con entretenimiento ligero", dijo Ueda, de 36 años.

"Ver entretenimiento me ha salvado, me ayudó a lidiar a menudo cuando estuve deprimido. Sentí que tenía una especie de misión de hacer este trabajo", dijo Ueda.

El trasfondo de One Cut of the Dead Mission: Remote es la desesperanza que los artistas, intérpretes, músicos y cineastas sienten ahora que las restricciones por el distanciamiento social les ha dificultado extremadamente realizar su trabajo y seguir su vida habitual. Eso es algo que Ueda dijo que él mismo estaba sintiendo.

La historia se centra en un elenco y equipo de filmación que está rodando un cortometraje sobre un intruso misterioso que ataca a sus víctimas haciéndoles cosquillas para que no puedan dejar de reír.

El resultado es una mezcla hilarante de selfies irregulares, ediciones obvias y narrativa predecible. Pero al mismo tiempo transmite un mensaje poderoso y conmovedor sobre personas creativas unidas pese a la adversidad, y su devoción férrea a la producción cinematográfica.

En una escena y los créditos finales pueden verse a más de 300 personas de todas partes del mundo que enviaron videos sonriendo y haciendo una coreografía para la película. La gente participó tras responder a una convocatoria en redes sociales.

El estilo de Ueda incorpora comedia circense y se enfoca en lo visual y no en una narración verbal explicativa, un enfoque relativamente raro en el cine japonés contemporáneo.

Su cinta previa, One Cut of the Dead, tuvo un presupuesto de 3 millones de yenes (28.000 dólares) pero ha ganado premios en Estados Unidos, Europa y Japón. El título japonés puede traducirse como "Deja que la Cámara Siga Corriendo", que es exactamente lo que Ueda hizo durante 37 minutos, casi la mitad de la película.

alt

  • Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de TELEDIARIO; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.
  • t-icon
LAS MÁS VISTAS